Actuar con perspectiva financiera

Contar con un conjunto de competencias económica-financieras es clave para promover y alcanzar la viabilidad de la Unidad de Negocio a largo plazo y de forma sostenible.

El lenguaje financiero y comercial resulta imprescindible para entender la participación en los resultados y objetivos perseguidos en la empresa.

Estrategia corporativa, salud financiera y actividad comercial son los 3 grandes pilares que un directivo debe dominar para garantizar la viabilidad de su unidad de negocio. Pues, debe crear valor y convertir al cliente de la compañía en el eje que guía su estrategia.

La elaboración y planificación de presupuestos, otro de los imprescindibles del desarrollo de competencias económico-financieras, afecta a todas las áreas de la organización. Pues contar con un sistema de control presupuestario es clave para planificar actividades, obtener información sobre la actividad realizada o tomar decisiones que aporten valor al negocio a largo plazo y de forma sostenible.

Sólo midiendo y monitorizando la actividad de tu unidad podrás saber si estás alcanzando las metas de negocio. Sólo contando con un sistema de medida robusto y fiable podrás establecer el nivel de eficiencia de tu actividad. Para ello, es necesario diseñar un cuadro de mando que permita el control y seguimiento del cumplimiento de objetivos en tu unidad de negocio.

Si eres Directivo, Mando Intermedio o responsable de Equipo y quieres desarrollar las competencias que conforman el Talento Directivo, el “Programa Superior de Desarrollo de Competencias Directivas” ¡es perfecto para ti!

Conoce un poco más sobre el programa AQUÍ

¡Te estamos esperando en Madrid el próximo mes de septiembre!

 

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*